Paradojas durante la pandemia: comercio de proximidad

Oferta de productos de Jahaira Meza en la colonia Altos de Nejapa, Managua / NM

Arnulfo Urrutia

Pareciera que están al borde del “nocaut” y tal vez algunas hasta hayan cerrado sus puertas sintiendo la tristeza característica de quien se siente derrotado.

Y es lógico. No estaban preparadas para un escenario como el que nos trajo el Coronavirus. ¡Ninguna empresa lo estaba!

Pero, por paradójico que parezca, con la llegada de esta pandemia, los pequeños comercios del barrio están por renacer y desarrollarse como jamás lo hubieran pensado.

¿Por qué lo afirmo?

Es muy sencillo. Veamos algunas de las ventajas del comercio de proximidad.

  1. La más importante: al no haber aglomeraciones de clientes, como en los centros comerciales, cuidamos mejor nuestra salud, pues se disminuye el riesgo de contagio del Covid19 y cualquier otro virus que esté en el ambiente.

  2. Pueden brindar una verdadera atención personalizada.

  3. Los comercios de proximidad ofrecen una relación basada en la confianza

  4. Algunas pulperías ya están utilizando mecanismos como WhatsApp y el Facebook, para sus negocios. –Encargo por WhatsApp y luego paso retirando o pido me lo lleven a casa–.

  5. Generan trabajo para dos o tres personas.

  6. Generan riqueza y bienestar local. Más personas ocupadas menor riesgo de actividades delictivas en la localidad.

Usted amiga, amigo lector, puede completar esta lista de ventajas. Le garantizo que encontrará muchas más.

Pero hay algo muy importante. Las personas dueñas de micronegocios (ferreterías, comiderías, panaderías, farmacias, etcétera.) de cada barrio o localidad, deben lograr un mínimo de organización para coordinar acciones que les permita aprovechar la “nueva normalidad”.

Para desarrollar el Comercio de proximidad sin grandes inversiones, es recomendable implementar el Emprendimiento Colaborativo:

–Yo tengo-Tú tienes–.

Los micronegocios deben colaborar entre sí, y no competir. ¡Qué no es la costumbre! Es cierto, pero tampoco hace tres meses, teníamos la costumbre de utilizar mascarillas para salir de casa y lo estamos haciendo por nuestro beneficio.

Bueno, les dejo. Hay tantas cosas que comentar para aprovechar la oportunidad que nos plantea el Coronavirus,

¡Hasta la próxima!

Asados de doña Mariela Rayo en la colonia Altos de Nejapa, Managua / NM
Comparte:

Arnulfo Urrutia

Perspectivas desde mi balcón | Después de conversar en la esquina, en el negocio, en la oficina, donde haya interlocutores, Arnulfo Urrutia se va a su balcón y desde ahí elabora sus ideas positivas y recomienda reconstruir sus pensamientos para luego compartirlos.

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!