4 diciembre, 2021

Ante la falta de empleo, cortadores de café de Matagalpa optan por trasladarse a las fincas

Especial para Nuevas Miradas

Aunque la mayoría de fincas productoras no ofrecen un buen salario los desesperados cortadores aceptan ante la difícil situación económica y la falta de empleo formal.

El ambiente laboral para dueños de fincas cafetaleras comienza desde las 4 de la madrugada. En la entrada de la ciudad de Matagalpa, se dan cita decenas de hombres y mujeres cortadores de café, que están dispuestos a internarse en las plantaciones por cuatro semanas y ganarse un ingreso extra.

Hasta ahí llegan los dueños de las fincas, y en voz alta, al mejor estilo de una subasta, anuncian sus propuestas de trabajo y de pago para llamar la atención de los trabajadores, quienes buscan atender el mejor llamado.

En esta cosecha cafetalera 2020-2021, los pagos que se ofrecen varían de entre 45 hasta 60 córdobas por lata, oferta que para algunos cortadores es aceptable.

Un cortador histórico

“Para mí está bueno el pago” dice Martín Jarquín, quien desde pequeño acompañaba a sus padres a cortar café, y a sus 55 años aún sigue trabajando en estas duras tareas agrícolas.

Pedro Ortega habita en San Dionisio y  dice que el pago que le proponen “está bueno, un mes o dos meses estamos cortando, andan varias fincas aquí, y dicen que para Jinotega están pagando bien”.

Sin embargo, Luis Antonio González se mostró inconforme con la propuesta de pago que le hicieron, alegando que “es muy barato, deberían pagar más, la situación económica no está muy buena, mejor me dedico a sembrar”, manifestó.

Matagalpa, Jinotega y Boaco producen el 83.8% de café en Nicaragua.

Rodrigo Rizo, economista agrícola de Matagalpa dice que la cosecha 2020-2021 tiende a dejar buenos resultados debido a varios factores. “El precio está favorable, se ha estado moviendo café el quintal oro en 370 y 210 (dólares), eso implica que los precios que van a estar en el mercado estarán buenos, segundo va haber un aumento en la producción, porque hubo buen manejo en el año 2020 porque ya hubo más insumo y dejará buena producción”, afirmó Rizo.

Sin embargo, la escasez de mano de obra está presente en esta cosecha, señala el economista.  “El mediano y grande productor por sus extensiones de café, es muy difícil de manejar con muy poco personal, y ahorita hay escasez de mano de obra por migración a Costa Rica por mejor pago del café, la gente busca donde pagan más, oferta y demanda, si no mejoran el pago de la lata pueden tener pérdida de café”, alertó Rizo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!